viernes, 4 de septiembre de 2020

La Comunidad de Madrid quiere concienciar a los madrileños sobre la manera correcta de desechar las mascarillas y los guantes usados

La Comunidad de Madrid ha presentado una campaña para sensibilizar a los madrileños de la necesidad de desechar correctamente las mascarillas y los guantes usados en el contexto de pandemia sanitaria derivado del COVID-19.

Con esta iniciativa, que ha contado con la colaboración de la Federación de Municipios de Madrid (FMM), se repartirán 125.000 carteles entre los 179 municipios de la región, en los que se informa de que lo más idóneo es desechar la mascarilla y los guantes usados en el cubo de la basura de casa (el denominado como fracción resto domiciliario –no en el de vidrio, ni envases, ni cartón, ni tampoco en el de orgánica).

La consejera de Medio Ambiente, Ordenación del Territorio y Sostenibilidad, Paloma Martín, junto al presidente de la FMM, Guillermo Hita, y la alcaldesa de Arroyomolinos, Ana Millán, han presentado esta campaña en este municipio del suroeste de la región. Bajo el lema Lo que ha servido para proteger que no sirva para destruir, se pretende concienciar del cuidado del entorno y del medio ambiente, y evitar que las mascarillas y guantes usados puedan llegar a convertirse en transmisores de la enfermedad o puedan constituir una fuente de contaminación en nuestras calles o en nuestro entorno natural, con el perjuicio que ello puede suponer. 

En la presentación de la campaña, Martín ha elogiado el civismo de los madrileños, que han demostrado un ejemplo de generosidad en el uso de la mascarilla, a la hora de protegerse individualmente y a los demás, así como de responsabilidad por la correcta gestión de sus residuos a lo largo de estos meses bajo los efectos del coronavirus.

No hay comentarios: