miércoles, 15 de julio de 2015

A los 33 días de Gobierno

Yo todavía quiero pensar que lo que sucede en política se debe precisamente al desarrollo de los acontecimientos y a la aplicación del diario político de cada una de las formaciones. Hay quien piensa que a veces se pacta antes, para luego finalmente obtener el resultado que estaba previsto.

En la ciudad de Getafe, el Partido Socialista con ocho concejales consigue la alcaldía, gracias al apoyo de investidura del grupo Ahora Getafe que cuenta con siete ediles en la Corporación. Después deciden no entrar a formar parte del Gobierno, y por tanto el PSOE gobierna en minoría. Esto hace que a los 33 días de Gobierno y cuando los grupos de la oposición deciden votar juntos, las propuestas del Gobierno no puedan ser aprobadas. Pues el Partido Popular tiene nueve concejales y Ciudadanos, dos. El único representante de Izquierda Unida forma parte del Gobierno.

Sólo se han celebrado dos plenos, el primero tuvo lugar el primer intento de aprobar un determinado importe para los sueldos y un número de personas liberadas que apoyaran la labor del Gobierno. Como no era del agrado de la oposición fue rechazado. El segundo Pleno, que versa sobre el mismo asunto, el Gobierno visto lo sucedido cambia la propuesta incrementando el sueldo de los concejales liberados y el número de personal de confianza de todos los grupos y entonces se aprueba con el voto en contra de Ahora Getafe. El resultado final, es una mejora para todos los concejales que forman la corporación.
De ahí, que los que piensan que todo era diseño establecido insistan en que el resultado final estaba previsto.

Salvado lo anterior, en este tiempo, ya hemos podido vislumbrar cómo puede ser la gobernabilidad de de Getafe. Al día de hoy, hay dos hechos que me llaman la atención. Uno, cultural urbanístico y otro social. El primero ha sido producto del impago de una obra destinada a la construcción del conocido `teatro de la calle Madrid´. Ya el anterior Gobierno había dejado mensualidades pendientes de pago, con la esperanza de seguir gobernando y aplicar fórmulas de pago recaudando ingresos con la prevista venta de terreno industrial.
Por tanto, el Gobierno actual, al no existir una previsión de fondos para la obra, decide paralizarla. El PP, pone el grito en el cielo y tacha de incapaces al Gobierno.

El segundo, tiene otro tinte diferente. Venidos desde su país natal, Rumanía, una caravana de alrededor de sesenta personas niños incluidos, se han instalado en un barrio de Getafe y duermen en un parque cercano.
Si antes era el PP el que criticaba con severidad al PSOE, en este caso el grupo Ahora Getafe, se entrevista con los desplazados que han sido expulsados de varios países europeos en su caminar desde Rumanía, y aplicando criterios de derechos humanos, piden explicaciones de la resolución del problema al Gobierno de la ciudad.
No hay que tener principios racistas para imaginar que esta forma de convivencia con la familias tradicionales de `Las Margaritas´ genera alteración social.

He querido reflejar estos dos hechos como muestra de la presión que soporta el Gobierno. Es cierto que para conseguir el apoyo de investidura del grupo Ahora Getafe, se firma un acuerdo en el que se pide que Getafe, deje de ser reconocida gran Ciudad y por tanto, la Junta de Gobierno deje de tener la facultad de decidir y que sea el acuerdo plenario lo que se lleve a cabo.

Tomando la foto fija que deja estos dos casos, mucho me temo que el incumplimiento de lo firmado ante notario, está asegurado.

2 comentarios:

JOSE LUIS dijo...

Cosas veredes....Antonio, miedo me da que se puedan cumplir mis predicciones. Vamos encaminados a ello.

Anónimo dijo...

Lo primero los sueldos, ¿como no? primero pactan 36.ooo y se pone 60.ooo, porque yo lo valgo, pactan x asesores y pone x al cuadrado, todos a lo mismo a por la pasta y no hay ideología que valga.Que asco de políticos.Lo único que tienen es verborrea, que para eso se entrenan, todo para el pueblo pero sin el pueblo...una vez que pillan la silla.......