miércoles, 20 de febrero de 2013

Balance después de un año

El Partido Popular a través de su presidente Mariano Rajoy, a la vez presidente del Gobierno, hace público que “no hago lo que dije, pero sí lo que debo”. Con esta máxima se ha presentado al Pleno del Congreso en el debate del Estado de la Nación.

De lo anunciado por el Presidente, y pensando en el año 2014, sabemos que los trabajadores autónomos no pagarán el importe del IVA hasta que no hayan recibido el importe de la factura que lo genera.
Conocemos que el temido rescate europeo, parece que se aleja, aunque la reducción del déficit público ha recaído en recortes y ajustes económicos que la sociedad padecemos indiscriminadamente. Nunca se ha buscado otra vía de saneamiento como pudo ser el incremento de ingresos a través de los impuestos directos.

Sin embargo, dentro de las referencias que hizo sobre la economía española, no afronta asuntos que afectan al día a día de la ciudadanía. Así, no menciona el drama humano que suponen los desahucios y sus terribles consecuencias. Paralelo a ello, tampoco acomete nada relacionado con la iniciativa popular presentada en el Congreso, para que se permita la dación en pago en la cancelación de las hipotecas.

Cuando entra a ensalzar la reforma laboral menciona, el número de contratos dados de alta desde su entrada en vigor, pero no se refiere en ningún momento al incremento de personas que han perdido su puesto de trabajo. Los datos indican que 850.000 personas más, están paradas, los despidos por causas objetivas se han incrementado un 49%, y los sueldos de los que trabajan han perdido poder adquisitivo.

Ninguna alusión a la Sanidad y Educación públicas, nada de las Tasas judiciales, y no menciona tampoco a las disminuidas pensiones.

Esta realidad descrita es la que se encarga de recordar con detalle el portavoz de la oposición socialista Alfredo Pérez Rubalcaba.


1 comentario:

Anónimo dijo...

E L D E B A T E
*
Nos han robado la esperanza
Porque ganaron las elecciones
Y no tenemos más opciones
Que mantener la recordanza
Al provocar tanta desconfianza
Por tener rodillo aplastante
Nefasto, además asfixiante.
Mentirosos, chulos y necios
Dirigen constantes desprecios
Mientras, la corrupción en alza.
*
EL PONTON DE LA OLIVA