martes, 11 de octubre de 2011

Revuelo escolar en Getafe

Las secuelas de las opiniones de altos representes del Gobierno del Partido Popular en Madrid, sobre el trabajo realizado por l@s Maestr@s de la Enseñanza Pública madrileña, ya se han dejado sentir en sus más fieles seguidores.

En Getafe, Álvaro Romero Ros, un cargo de confianza del alcalde de Getafe, Juan Soler (PP), escribió en las redes sociales que el centro público en el que él estudio, el Concepción Arenal, "es una mierda de colegio". Afirma: "Yo soy de la quinta del 77", "No tenía nada de especial el colegio. Lo único que saqué de allí es aprender a fumar en el interbloque". A continuación llama "cerda" a una profesora de inglés que le puso un expediente y dice que al director "no se le entendía cuando hablaba".

La reacción ha sido contundente y la dirección del CP Concepción Arenal se ha sentido gravemente ofendida por los insultos del asesor. Así, el claustro de profesores ha escrito una carta a alcalde, Juan Soler en la que muestra su "malestar e indignación ante los insultos vertidos hacia nuestros compañeros y el centro", mientras que la Asociación de Madres y Padres de Alumnos (AMPA) está recogiendo firmas de protesta.

Expresan un deseo: "Esperamos que desde el Ayuntamiento se tomen las decisiones oportunas para restablecer las excelentes relaciones entre todos los miembros de nuestra comunidad escolar". La dirección ha pedido personalmente explicaciones a su exalumno, ínclito consejero adjunto de Hacienda en el Ayuntamiento.

Este hecho, repito, es producto y efecto de las declaraciones de Esperanza Aguirre, Francisco Granados y Lucía Figar. Estas personas debían cuidar de manera especial las opiniones vertidas sobre los profesionales de Enseñanza madrileña. De lo contrario, alguien llevado del fervor ideológico se atreve a verter este tipo de opinión que nadie le solicita: “El profe el Moco me daba asco”.

Después del daño realizado a toda la Comunidad escolar de Getafe, al susodicho personaje, trabajador municipal elegido por Juan Soler, sólo se ha limitado a lanzar un comunicado desde el Gabinete de Prensa del Ayuntamiento:

El Consejero Adjunto Técnico de la Concejalía de Hacienda del Ayuntamiento de Getafe, Álvaro Romero Ros, pide disculpas por los comentarios “desafortunados y fuera de tono” sobre su experiencia como alumno en el Colegio Público Concepción Arenal, y que realizó en un foro privado de antiguos alumnos del centro en la red social Facebook.
Asimismo ha puntualizado que en ningún momento ha puesto en duda la calidad de la Enseñanza Pública, y que con sus palabras sólo quería poner de manifiesto su experiencia como alumno sobre un centro concreto en las décadas de los 80 y 90.

Ahora, después de lo expuesto y analizado, que cada cual saque sus propias conclusiones.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Es un cretino, y lo sabe.

Anónimo dijo...

Y que dice el señor que come gominolas en los descansos de los plenos???? Aquí no se moja el señor Morato.....o solo sabe hacer leña del árbol caído. Morato darle a Pedro Castro es fácil, lo dificil es hacer oposición a tus amigos . Pedimos la dimisión de Alvaro Romero Ros sino es así tanto el señor Soler como el señor Morato por no pedir la dimisión serán complices de un fanático o es que piensan igual que el.

Maria dijo...

Es insoportable admitir que un "señor" que cobra del dinero público que el Ayuntamiento recauda de todos nosotros a través de los impuestos, sea tan mal educado, tan inculto, tan grosero y faltón. ¿En qué manos nos ha puesto el alcalde Juan Soler?
Directamente que dimitan ambos, los ciudadanos que creemos en la escuela pública, que nuestros hijos e hijas se han formado en ella no nos merecemos los comentarios de semejante personaje. ¿ Acaso no se da cuenta que lo que el achaca al colegio sólo lo es imputable a su falta de calidad humana y a una inteligencia "plana" junto a un fanatismo impropio del siglo XXI.