martes, 20 de mayo de 2014

El lastre de las leyes aprobadas

En la recta final de la campaña a las elecciones europeas, el Partido Popular hace filigranas políticas para no tener que dar cuenta a los electores de las consecuencias reales que está teniendo la puesta en práctica de las leyes aprobadas con su mayoría absoluta.

Incluso, la secuela que deja el no haber acometido con valentía una reforma de la Ley hipotecaria de interpretación inequívoca de cómo se puede solucionar el drama de los desahucios en España. Por falta de esa decisión política asistimos al informe del Banco de España donde se nos dice que casi 39.000 familias han perdido su vivienda habitual durante el año 2013. Si a esta cifra le sumamos las segundas residencias nos vamos a la cantidad de 50.000 viviendas.

Otra ley que está creando alarma social es la conocida por Ley de Justicia Universal. Cada día, el hecho de que los jueces tengan que aplicar su contenido, hace que presuntos delincuentes internacionales estén saliendo de nuestras cárceles sin ser juzgados. Pero es más, en unas recientes declaraciones de Baltazar Garzón, nos advierte que con esta Ley, “si el líder del grupo terrorista que ha secuestrado a las niñas nigerianas viniera a España de vacaciones, no se le podría detener”.

Gracias a la salida espontánea del candidato Arias Cañete sobre el concepto intelectual de las mujeres, para justificar su fracaso en el debate mantenido con la candidata Valenciano, hoy sí se habla de la nueva Ley del aborto que el Gobierno de Mariano Rajoy con su alumno aventajado el ministro Gallardón, están pendientes de aprobar con su mayoría absoluta en el Congreso.

Y, precisamente debido a que el día 25 tenemos que elegir a quiénes no van a representar en el Parlamento europeo, en las exposiciones públicas se está hablando de las consecuencias que para los trabajadores está teniendo la aplicación de la `Reforma Laboral´ aprobada por el Partido Popular. Además de la facilidad para despedir, los que están trabajando ven mermado su sueldo en un 10% con respecto a lo que cobraban antes de la entrada en vigor de la Ley.

Para corregir desde Europa estas iniciativas, es necesario un cambio de composición política en el Parlamento fortaleciendo el grupo progresista.

No hay comentarios: