viernes, 2 de mayo de 2014

Agridulce 2 de mayo popular

Ésta ha debido ser la sensación con la que ha tenido que desayunar Ignacio González, presidente de la Comunidad de Madrid, el día en que se conmemora la festividad del 2 de mayo.


Los previsibles resultados electorales para mayo de 2015, hacen que se vislumbre un cambio de Gobierno en la Comunidad de Madrid. Recordemos que el Partido Popular gobierna la Comunidad desde 1995.
Y, si se mantiene esta tendencia de voto el PP, necesita el apoyo de UPyD para poder formar Gobierno.

Precisamente, es el mismo grupo UPyD, el que necesita PSOE e IU para establecer un Gobierno de progreso en la Comunidad de Madrid, partiendo de que se necesitan 65 diputados para un Gobierno de mayoría absoluta.

Ahora bien, en esta legislatura que finaliza tenemos experiencias en municipios de la Comunidad donde el Partido Popular está gobernando gracias a la abstención que mantuvo UPyD el día de la investidura a la alcaldía.

Decía que ha debido ser un sabor agridulce el que debe tener González en su paladar, debido precisamente al resultado, que de confirmarse, demuestra que los madrileños no lo consideran ideal para presidir la Comunidad en 2015. Pero esto, no le quita la oportuna dulzura de poder todavía alcanzar la presidencia si el grupo UPyD, sigue con la misma filosofía de apoyar al grupo político más votado.

Es una verdadera lástima que a pesar de la previsible gran subida de Izquierda Unida, el Partido Socialista de Madrid, no consiga atraer los votos necesarios para que sumando las fuerzas de progreso arrojara la garantía de una mayoría absoluta. Sólo alcanzable si recibe el apoyo de UPyD.

Y, es éste grupo político el que a partir de mayo, si se confirman los resultados, los que tienen en su mano mantener la continuidad del Gobierno del PP, o de lo contrario se produce un cambio de ciclo político en la Comunidad de Madrid. Es obvio, que de la posición política que adopten quedará grabada una imagen fija para siempre. Cuanto se tiene la llave para formar Gobierno, una segunda vez, no se puede filosofar y quedarse en el `limbo´ con la sola postura de presentar iniciativas políticas que como ocurre en la ciudad de Getafe, aprueba el Pleno de la Corporación y luego se diluyen en el paso del tiempo.

Los madrileños y madrileñas debemos reflexionar sobre esta realidad que nos ofrece el sondeo a sólo un año de las elecciones municipales y autonómicas.

No hay comentarios: