miércoles, 28 de agosto de 2013

Homenaje al franquismo

Con lo que está cayendo. Con los problemas que tiene la sociedad española. Con el creciente número de parados. Con la cantidad de familias que tiene todos sus miembros en paro. Con la crisis económica que vivimos en España, los cachorros populares manifiestan su añoranza por la época franquista.

Esto evidencia que a esos jóvenes y sus familias nada de lo anterior les afecta y por tanto, no padecen las consecuencias de la crisis brutal que asola España.
Sabemos que a ellos, los servicios públicos de calidad ni les van, ni les viene. Ellos, cuando necesitan estudiar lo hacen en colegios privados. Cuando necesitan un tratamiento médico serio se acercan a los hospitales privados. Y, como sus familias tienen los medios y recursos necesarios, seguramente no tendrán que formar parte de las colas del paro.

Por ello, con todos los problemas básicos resueltos se dedican a llenar su tiempo de asueto, haciendo apología del franquismo y el nazismo. Prácticas políticas que han generado millones de muertes de todas aquellas personas que pensaban de manera distinta, defendían la libertad de ideas y la solidaridad con sus semejantes.

Ante este comportamiento de grupos de jóvenes de Nuevas Generaciones del Partido Popular, destacados dirigentes nacionales del PP, se han visto obligados a decir algo al respecto. No olvidemos que ese es el germen del futuro del PP.
Así, Esteban González Pons, vicesecretario de Estudios y Programas, ha afirmado “con indignación” que quienes cometen “la estupidez de fotografiarse o mofarse haciendo gestos nazis o fascistas no merecen estar en el Partido Popular”.

De igual manera, Rafael Hernando, portavoz adjunto en el Congreso, ha asegurado que si estuviera en su mano los expulsaría del PP. Sin embargo, a continuación empieza a comparar la bandera franquista con la bandera republicana, sobre la ilegalidad de una y otra, divaga sobre un hipotético debate histórico sobre la legitimidad de la Segunda República, para terminar afirmando sin rubor que “la República española llevó a un millón de muertos”.

Después de esta tremenda afirmación, se entiende que los cachorros populares se comporten de la manera que lo hacen. Es producto de las ideas y conversaciones que sus progenitores expresan. Nunca van a escuchar que a la Segunda República, legalmente constituida y a su Gobierno votado democráticamente, los derribó un golpe de Estado liderado por el General del Ejercito Francisco Franco.
Que durante 40 años, en España se padeció una brutal represión política con miles de personas asesinadas y que todavía hoy, hay familias que tienen a sus familias enterradas en las cunetas sin poder recuperar sus restos para darle honrada sepultura.

Como los jóvenes del PP, tienen asumida una versión de la Historia de España manipulada, se permiten hacer esa apología que tanto dolor representa para una gran parte de la sociedad española. Dice Hernando, que “si estuviera en su mano los expulsaría del Partido Popular”. Cabe preguntarse ¿en manos de quién está el hacerlo?

5 comentarios:

el moli de getafe dijo...

Coincido en lo de que la tontería y el pijerio van muy unidos.

Pero no estoy contigo en lo de que forzosamente el hijo del republicano represaliado tenga que heredar la ideología de sus padres.

Sí, es historia, aquí Franco se murió en la cama y muchos hicieron su vida durante esos cuarenta años.

Y así, hay hijos y nietos de "rojos" que son muy "fachas", en el sentido de Ronald Reagan y Margaret Thatcher y no de Hitler y Mussolini.

Y sí, no lo niego, también hay mucho gilipollas que se pone estupendo con un llavero o una bandera del aguilucho, aunque no tenga ni idea de lo que económica, social o políticamente eso significa.

Pero también es verdad que en aquellas reuniones mías, aquí en Getafe, con los representantes juveniles del PSOE e IU, eran un clásico las camisetas con la estrella roja, el rostro del Che Guevara o la bandera republicana.

Y también te digo que, dejando a parte el discurso para la galería, ninguno de estos "rojos" locales nuestros iba y va más allá de una socialdemocracia muy de centro.

¿ O acaso los que nos paseamos por la calle Madrid no nos hemos tomado todos desde siempre las mismas copas en los mismos bares ?

¿ De verdad ves alguna gran diferencia en la vida que llevan "Goyo" y "Carlitos" ?

¿ Y "Crispulo", el autodenominado fundador del PCE en Getafe, era explorador o explotado cuando le cobraba un millón de pesetas al mes por el alquiler de uno de sus locales a unos de esos tontos, pijos, fachas e insigne local apellido ?







Antonio Pulido Ruiz dijo...

Moli, nos cuentas vivencias tuyas, a las cuales, no tengo nada que objetar. Cada cual tiene su historia. Pero no podemos aceptar y promover ideologías políticas represoras.

el moli de getafe dijo...

Por cierto, ¿ sabes lo de la marcha de Antonio Miguel Carmona a los EE.UU. ?

Muy pronto vais a tener que abrir una sede allí.

Antonio Pulido Ruiz dijo...

Yo siento profundamente que se tengan que ir los mejores.

Anónimo dijo...

Yo veo mal levantar la mano y levantar el puño, sacar el aguilucho y sacar la republicana, los dos son signos intolerantes, extrema izquierda y extrema derecha se dan la mano, son lo mismo y hay mucho pijo de derecha y mucho de izquierda.