viernes, 4 de enero de 2008

Alarma económica

Desde que se hicieron públicos los datos del paro, la inflación y también el crecimiento de afiliados a la Seguridad Social, se ha generado una tormenta de declaraciones sobre las cuales debemos reflexionar.

La desaceleración económica mundial producto del incremento del precio del crudo y la crisis inmobiliaria están dejando su huella en España. Máxime cuando nuestra economía estaba fuertemente sustentada en los muchos años de crecimiento inmobiliario producto de la liberación del suelo y bajos tipo de interés.
De ahí, que el sector de la construcción, ha sido el más afectado por el indicativo del paro. Sin embargo, el número de afiliados a la Seguridad Social ha aumentado en 425.496 personas en 2007, con lo que el número de trabajadores inscritos se ha situado a 31 de diciembre en 19.195.755 personas trabajando.

Es conveniente hacer esta matización debido a que la economía se intuye como uno de los ejes electorales a debatir. Por lo tanto, conviene presentar al debate cifras reales de toda la legislatura para impedir la demagogia y expresiones tales como: “los datos reflejan una economía enferma”.

Hay publicados unos documentos comparativos que deben ser conocidos.
España con más riqueza.
Más empleos y más estables.

Además, quiero resaltar unas declaraciones de Luis de Rivero, presidente de de la empresa constructora, Sacyr Vallehermoso. En el diario El País, Miguel A. Noceda, le pregunta: ¿Se ha terminado la etapa de las vacas gordas de la construcción en España?

Respuesta: Vamos a ver. La construcción tiene varios subsectores, y puede que en el residencial haya una desaceleración en los próximos años si no se toman las medidas adecuadas. Sin embargo, en la obra pública no se advierte ningún síntoma, sino todo lo contrario, con un plan de infraestructuras que asegura un nivel muy alto de obra civil hasta 2020 y con unas cuentas públicas saneadas que hacen que se pueda pensar incluso en mayores crecimientos de los previstos.

Sustanciosa aclaración que desmonta falsas afirmaciones. Cuando se refiere al mercado residencial, está hablando de la vivienda libre, y este Gobierno, junto con los ayuntamientos donde es responsable de gobernar apuesta por la reactivación del sector a través de la construcción de viviendas protegidas. Véase en la Comunidad de Madrid, dos ejemplos de ello: Getafe, 10.000 viviendas de protección; Parla, 10.500 viviendas protegidas planificadas.

Estas son las cifras reales de la economía. Desde el ministerio, inversión en infraestructuras y desde los ayuntamientos, viviendas protegidas.

2 comentarios:

ricardo dijo...

Gracias, por la información. El PP, lo tiene difícil si cada vez que haya un montaje falso, la repuesta en la red progresista son estas que estáis dando.

Anónimo dijo...

De las mentiras verdades
de las verdades apaños
son las costumbres amigos
de los pasados cuarenta años

Como no tienen el poder
solo infunden terror
con insulto y provocación
a la sociedad quieren joder

Por mas cosas que se digan
nunca van a reconocer
las patrañas que van diciendo
porque no tienen el poder

Cuando tuvieron el poder
democrático se entiende
se sirvieron bien del pueblo
para sus intereses crecer

Son buenos y piadosos
siempre redeados de amigos
que van recogiendo las migas
y del púlpito bendecidos

EL PONTON DE LA OLIVA